La X Bienal de Astronomía analiza los efectos perjudiciales de la contaminación lumínica en la economía, la sociedad y el medio ambiente

Fecha original: 
Lun, 09/07/2012

Valencia es una de las ciudades más iluminadas del mundo con el doble de gasto en iluminación pública que Madrid y Barcelona

Valencia, 9 de julio de 2012.- La Sociedad Española de Astronomía (SEA) organiza esta semana su décima reunión científica en la Fundación Universidad-Empresa de la Universitat de València. Esta mañana, Eduardo Ros, co-organizador del congreso, ha presentado en rueda de prensa las líneas que se tratarán durante estos días entre las que ha destacado los estudios realizados en la zona oscura de la Luna con los que se puede analizar la existencia de vida en la Tierra así como la evolución del cambio climático; el satélite GAIA, en el que España participa, y con el que se podrá determinar la posición de las estrellas en la Vía Láctea, entre muchos otros estudios que se presentarán estos días en el congreso.

Por su parte, Emilio Alfaro, presidente de la SEA y científico del Instituto de Astrofísica de Andalucía, ha apuntado al grado de incertidumbre en el que se encuentra la ciencia actualmente, debido a la situación económica, que podría afectar a su desarrollo en los próximos años. «En los últimos 30 años hemos conseguido situarnos entre los 10 primeros productores mundiales a nivel de astronomía. Por ello, es fundamental que no se tomen decisiones apresuradas que puedan afectar a esta trayectoria ya que en cuanto perdamos credibilidad, tardaremos años en recuperarla».

Impacto de la contaminación lumínica
En este congreso, además de la presentación de novedosos resultados sobre diferentes áreas de la astronomía, también se abordarán otros temas como la contaminación lumínica en la que ha incidido Jaime Zamorano, investigador de la Universidad Complutense de Madrid, que ha llevado a cabo diversos estudios mediante satélite. Zamorano ha señalado que Valencia es una de las ciudades más iluminadas del mundo, con el doble de gasto en iluminación pública por habitante que Madrid y Barcelona, y el triple que ciudades de Alemania y Holanda.

La contaminación lumínica, entendida como la cantidad de luz creada por los humanos que se pierde hacia el espacio, –ha añadido– puede tener un fuerte impacto económico, social y también medioambiental. «Reducir la sobreiluminación permitiría bajar a la mitad el gasto de alumbrado público así como mejorar el descanso de las personas. La intrusión lumínica afecta al descanso y al sueño de las personas que ven alterado su ritmo biológico, al no poder dormir a oscuras y no segregar suficiente melatonina, la hormona que regula el ritmo biológico».

Enric Marco, investigador de la Universitat de València, ha apuntado al impacto medioambiental derivado de la excesiva iluminación en algunos parques naturales valencianos. «Esta intrusión lumínica afecta al ciclo de vida y de reproducción de la fauna, ya que en estos parques nunca se hace verdaderamente de noche», ha señalado. Una intrusión lumínica que, como han coincidido los investigadores, pasa en primer lugar por concienciar a la población.

X Bienal de Astronomía
El congreso, que se prolongará hasta el 13 de julio ha reunido en ADEIT a 320 científicos de todo el mundo para presentar sus trabajos más recientes y discutir nuevos proyectos en alguna de sus seis grandes áreas: física solar; ciencias planetarias; la vía láctea y sus componentes; galaxias y cosmología; instrumentación y computación; y enseñanza y divulgación de la astronomía. Por otra parte, durante el congreso y en colaboración con la Cátedra de Divulgación Científica de la Universitat de València, se presentará una nueva publicación en la que se recogerán los más relevantes astrónomos valencianos a lo largo de la historia.


Más información: Isabel González / Mari Carmen Lara / Teresa Logroño
Tel.: 96 205 79 44 - prensa@aedit.uv.es

Fuente: 
ADEIT - Fundación Universidad-Empresa de Valencia
AdjuntoTamaño
NP3.pdf205.99 KB